BUZO Y PEZ MANTIENEN AMISTAD POR 25 AÑOS

Tateyama Bay, en la prefectura de Chiba, Japón, es el lugar de encuentro de dos inusuales amigos: el buzo local Hiroyuki Arakawa y un Semicossyphus Reticulatus llamado Yoriko.  El dúo se conoció hace 25 años, y han estado visitándose desde entonces.

Arakawa cuida un santuario sintoísta subacuático situado en la bahía de Tateyama desde hace más de un cuarto de siglo, y también actúa como guía para los turistas que quieren visitarlo.  Durante ese tiempo, ha trabado una inusualmente estrecha amistad con un adorable pez gigante que viene a saludarlo cuando lo llama.  Todo lo que tiene que hacer es llamarlo (golpeando con un martillo una pieza de metal), y el pez se presenta.  Han sido amigos durante 25 años, y Hiroyuki incluso lo bautizó Yoriko.

Dicen que los peces no tienen sentimientos, pero Hiroyuki Arakawa claramente opina lo contrario.

 

*PERIODISMO

¿Qué opinas tu?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Noticias Relacionadas

Búsqueda

Buscar