Compartir

SUFRIÓ UN DESORDEN CEREBRAL TRAS COMER EL CHILE MÁS PICANTE DEL MUNDO

Un hombre entra a un concurso de comer picante y come un chile tan, pero tan picoso, que sus vasos sanguíneos del cerebro cambiaron y todas sus arterias cerebrales se redujeron.  Parece un chiste, pero no lo es, se trata del primer caso médico registrado por la ciencia de padecimiento del síndrome de vasoconstricción cerebral reversible por comer un chile.

The British Medical Journal  reportó que un hombre de 34 años comió un   Carolina Reaper, considerado el chile más picoso del mundo, durante un concurso en Cooperstown, Nueva York, lo cual le produjo intensos dolores en el cuello, la parte posterior de la cabeza y detrás de los ojos, que fueron catalogados como “indescriptibles” por el afectado.   Lo interesante del caso es que este dolor no desapareció pronto, sino por el contrario, apareció continuamente en los días siguientes.

Tras una resonancia magnética y una tomografía   descubrieron que el causante de los dolores era el síndrome de Vasoconstricción Cerebral Reversible.   Esta es la primera vez que la ciencia registra la constricción de arterias cerebrales por esta causa; aunque no es la primera vez que un chile acerca a la muerte a un fanático del picante. En 2016, un chile Ghost Pepper causó vomito constante en un hombre, al que también le originó un agujero de 2.5 centímetros en el esófago.

 

*CODIGOESPAGUETI

Deja tu comentario