Compartir

Por qué algunas personas no pueden dejar ir a su ex

Conoce cuales son las razones por las que una persona no puede dejar ir a su ex y seguir adelante con su vida. De acuerdo con expertos, está relacionado directamente con la crianza e infancia.

Todos conocemos a una persona que no es capaz de dejar a su pareja, a pesar que la relación ya haya terminado. Y a pesar de que esta misma persona es consciente de sus acciones y de lo que piensan sus amigos y personas que la rodean, no es capaz de soltar y seguir adelante.

De acuerdo con un experto, este tipo de acciones están ligadas a la crianza y la infancia de las personas. Debido a que es una etapa donde los seres humanos desarrollamos los aspectos de independencia y la complejidad de los sentimientos como la confianza, amor y autoestima.

 

Más allá de las experiencias de una relación amorosa, las personas que no pueden soltar a sus ex es porque poseen un profundo miedo a la incertidumbre y empezar a vivir desde cero. Sin embargo, con la ayuda y consejos correctos, estas acciones, pensamientos y hábitos pueden ser trabajados desde la terapia.

RAZONES PORQUE LAS PERSONAS NO PUEDEN DEJAR IR A SU EX

  • Miedo

Es normal que las personas al terminar una relación sientan miedo. Más allá de la inseguridad de no saber qué va a pasar con sus vidas si la relación era de una conexión muy profunda y de carácter co-dependiente. Las personas sufren una serie de emociones ligadas con el dolor, abandono, tristeza y el miedo a sentir todas la anteriores.

  • Lapsos de ansiedad o depresión

Destacando que la ruptura de una relación no es fácil de afrontar y que conlleva un proceso de aceptación y sanación psicológica y emocional. Además de que hay personas que sufren de profundos niveles de miedo y ansiedad que pueden triplicar las emociones ya mencionadas.

  • Trauma de abandono

La infancia es una etapa crucial en el desarrollo emocional de todas las personas. Por lo que, si en esta etapa las personas han experimentado de abandono por parte de sus padres o seres queridos es probable que desarrollen conductas aprensivas en sus propias relaciones y negándose a amar a otras personas por miedo a la pérdida.

  • Soledad

Las personas que no saben cómo estar solos y le tienen miedo a la soledad, a menudo van a tolerar maltrato y abuso de sus relaciones con la condición de no quedarse solos. Y esta es una de las razones por las que se les hace difícil dejar una relación.

  • Se aferran al amor eterno

Existen personas que consideran una relación como un objetivo y que este no puede funcionar de otra forma a menos de que sea algo duradero. Sin embargo, como personas no podemos tener el control de una relación, por lo que se aferran a seguir con la pareja a pesar de que ya no funcione para ninguno de los dos. Aferrándose a fantasías románticas, sin poder afrontar la realidad.

Dejar un Comentario