Compartir

Mujer embarazada tiene un raro antojo.

Silvia Estevan, desarrolló un curioso antojo durante su tercer embarazo, lo cual hacía que ella comiera piedras sin parar. La mujer neoyorquina padece del trastorno de pica una enfermedad psiquiátrica en la que el paciente ingiere cosas extrañas.

Silvia dice que cuando veía las piedras no puedía evitar comerlas.

“Trataba de no mirar hacia abajo en las rocas y de no ir por las obras de construcción debido a que me volvía loca y se ponía tan emocionada”.

El esposo de Silvia estaba tan desesperado de que ella consumiera piedras ya que dañarían la salud de su bebe. Él decía : “Es como estar en una relación con alguien consume drogas”.

A pesar de que en la etapa final de su embarazo sufrió fuertes dolores de estómago, afortunadamente Silvia tuvo a su bebé completamente saludable.

piedras-2

FUENTE: http://www.planetacurioso.com/

Deja tu comentario